Béjar FM.- Periódico digital independiente con la actualidad de Béjar y Comarca.-

Una ciudad llamada La Covatilla

A un día del comienzo de las fiestas patronales de 2017

Redacción BÉJAR FM _______________________________________________________________________________________________

ROBERTO SÁNCHEZ | Bejarano de a pie preocupado por su ciudad

Han pasado unas semanas sin que me haya dirigido por este medio a ustedes, para darles mi opinión sobre la actualidad, el presente y el futuro de nuestra ciudad. Y eso es simplemente lo que hago, dar mi humilde punto de vista.

Roberto SánchezEn este tiempo he podido leer, escuchar y conversar con amigos y familiares. El sentir es casi unánime y general: Béjar muere.

Las reflexiones son bien sencillas:

Aunque el coordinador provincial de Izquierda Unida piense que soy un “paleto”, sigo cuestionando la efectividad en los resultados de los viajes de los concejales a las ferias más variopintas. Significan cantidades ingentes de dinero gastado, procedentes de mis impuestos (y de todos los bejaranos), en sus estériles desplazamientos.

¿Vienen portugueses a esquiar? Pues claro, es lógico, es la estación de esquí más cercana para ellos. La ubicación geográfica de Béjar no es precisamente mérito de esas inútiles excursiones, subvencionadas con pólvora pública, para acudir cada poco tiempo a una feria, pasarse unos cuantos días disfrutando de la gastronomía, y dilapidar el capital de todos. Llevan así años y no ha servido para nada.

Es tanta la obcecación de promocionar la estación de esquí en todas las ferias turísticas, que incluso escuché a un contertulio (de una radio muy próxima al equipo de Gobierno) proponer irónicamente cambiar el nombre de la ciudad porque fuera de la comarca ya era más conocida La Covatilla que Béjar. Promoción infructuosa que apenas se siente en la ciudad. Y si no, que se lo pregunten a Antonio Barragán, presidente de la Asociación de Hostelería de Béjar, cuando aseguró tajante hace apenas un año: “La gente, una vez que termina el esquí, cada uno empieza a tirar para su sitio de pernoctaciones y prácticamente nadie baja a Béjar”.

Podría seguir “siendo paleto”, pero el sentir de muchos bejaranos es que continuamente unos están de turismo a costa de las arcas municipales yendo a Portugal, a Madrid, a Perú, a Barcelona… y los resultados siguen siendo calles vacías.

El año pasado, sin ir más lejos, hubo comercios hosteleros que desgraciadamente tuvieron que echar el cierre durante las fiestas patronales.

Y si vinieran esos pretendidos turistas, ¿qué se encontrarían?

Pongo un ejemplo sencillo, vivido en carne propia, para hacernos una idea de la situación. Este puente de mayo me he acercado a la plaza de toros con un grupo de amigos de fuera, muy aficionados al arte taurino. Para mi sorpresa, nadie estaba para podernos abrir las dependencias municipales del museo. Estuvimos cerca de una hora esperando por la zona para solicitar información sobre ese Bien de Interés Cultural, pero nadie se acercó y mis amigos se marcharon con un pésimo sabor de boca. Puedo asegurar que ese grupo ya no volverá más a Béjar, salvo para saludarme cuando pasen de largo a visitar otros lugares donde no cierren sus reclamos turísticos en festivos y puentes.

Si los turistas se interesan por las rutas de senderismo, verían el vergonzoso estado y el fragrante abandono de varias. Después de las habituales fotos del alcalde y de su delfín político inaugurando esas vías, quedan impracticables desde el principio (ruta de Valdesangil, había que saltar muros y luego te acabas perdiendo), o se la comen la maleza por la falta de mantenimiento (ruta umbría)… y no hablamos del abandono de jardines y zonas verdes de la ciudad.

Por otra parte, leo que tenemos que devolver más de 300.000 euros al haber hecho mal algo en las pistas de tenis de La Cerrallana. La noticia no es clara, y aún espero que la oposición explique a los bejaranos qué es este tema, porque si perder tal cantidad de dinero no significa nada para ellos, quizás merecen estar donde están. Un dispendio más para sumar a una innecesaria fuente en La Corredera de más de 100.000 euros, al superfluo concierto en un día laboral de casi 30.000 euros, a la curiosa adquisición de vehículos a un no-concesionario, al espurio proyecto de no-baño en La Aliseda con bar incluido, etc.

Con todo esto, no es de extrañar los resultados obtenidos en el sondeo virtual de BÉJAR FM para las próximas elecciones municipales de 2019. Los bejaranos de a pie estamos cansados, y muchos consideramos que ha llegado la urgencia de cambiar de alcalde. El problema es que no hay nadie en la oposición que trasmita la confianza suficiente. Si el equipo de Gobierno del Partido Popular (PP) está siendo el enterrador del futuro de Béjar, la oposición es quien le lleva la pala y la arena. Tanto unos como otros deberían regenerarse con savia fresca y nuevas ideas.

__________________________________________________________________________________ Comentarios: Para hacer comentarios en este digital debes estar registrado. Al registrarte y enviar tu comentario aceptas todas las normas.
Página en Facebook: https://www.facebook.com/bejarfm. En Twitter: @BejarFM